loading...

Nacho Coronel, el Capo que protegio Guadalajara de Los ZETAS

Muchos son los testimonios que se han divulgado por las redes sociales acerca de los agentes que estan detrás de los narcotraficantes. Hoy les contaremos acerca de una historia de Nacho Coronel quien cayó abatido por las autoridades, él era el jefe de la plaza del Chapo Guzmán en Guadalajara México, y era el que protegía a los Zetas, es decir era un hombre intocable.

Sin embargo, en un operativo del Ejército Mexicano que entro a su casa de la Colinas de San Javier fue abatido por estos oficiales, una vez que se confirma el deceso, el Presidente de México en aquel entonces Felipe Calderón, dio la noticia por los médicos de comunicación…[wpex more=”LEER MAS…..” less=””]

Después de la fuga de El Chapo de Puente Grande en el año 2001, Coronel estuvo presente en la reunión de los capos donde se crea lo que se llama la Federación, que era un intento de unificación de los grandes cárteles de México. Tres años más tardes esta alianza se rompió  y se desató la guerra entre los cárteles donde los ganadores fueron el Chapo y sus aliados.

Para el año 2010, un comando de los Zetas capturó y ejecutó a Alejandro uno de los hijos del Coronel y éste perdió el control jurando vengarse y elimino a todos los que participaron en el homicidio de su hijo.

Desde ese momento las cosas comenzaron a cambiar para Nacho Coronel, porque muchos decían que vendrían por él y otros rumores indicaban que lo habían detenido. Sin embargo, por más de quince días este hombre no salió de su casa, hasta que llegó el operativo del Ejército Mexicano el 29 de julio de 2010 y cayó abatido Nacho. Sin embargo, no cayó sólo, entre los otros estan Gilberto, el Gil, Murillo, un ex policía de la Dirección Federal de Seguridad quien manejaba los asuntos con el Poder Judicial para el cártel del Chapo.

El punto de quiebre el cártel comenzó con la caída de Nacho Coronel, luego de pasar varios días de paz comenzaron los ataques violentos entre los cárteles. Hubo muchas personas fallecidas en estos ataques, así como las persecuciones policiales que se hicieron presentes en la zona, con dos detenidos: Erick Valencia, el 85, y Nemesio Oseguera. Sin embargo, el seguimiento siguió, quedando Ribera de Chapala quien opuso resistencia, sin embargo el Ejército y la Policía Federal logro abatirlo. 

De esta manera, el cártel de Nueva Generación quedó sin líder y se presume que pudieron capturar en Guadalajara a Alfredo el gordo Guzmán Salazar uno de los que se presume es hijo de El Chapo. Pero, a las 24 horas la noticia fue desmentida.

[/wpex]

loading...

Comentarios